Aduanas destina alrededor de G. 47 millones al funciona­miento de su Delegación en Uruguay, dice una aclaración remitida a nuestro diario sobre el salario de Melanio Paredes, conocido como pastor “de oro” en la institución.

Melanio Paredes, delegado en Montevideo, recibe un salario de G. 9.300.000, una bonifica­ción por responsabilidad en el cargo de G. 2.790.000 y una diferencia por responsabili­dad en el cargo de G. 1.260.000. En total, los ingresos de Pare­des alcanzan la suma de G. 13.500.000 y no G. 50 millo­nes como publica el diario La Nación, de fecha 8 de agosto, dice el informe.

La institución destina alrede­dor de G. 50 millones (suma de gastos de residencia para los funcionarios delegados) a cubrir gastos de la Delega­ción en la capital uruguaya en donde realiza las funcio­nes establecidas en el Código Aduanero. Comprende, entre otros rubros, alquiler de edi­ficio de la Delegación, alqui­ler de vivienda, gastos opera­tivos, comunicación, útiles de oficina, movilidad, subsisten­cia del personal, personal de apoyo, mantenimiento, etc.

Paredes fue delegado en Iqui­que (2011), en Santos (2012), en Buenos Aires (2014) y vol­vió a Santos como delegado en el 2015. Y luego el 22 de octu­bre del 2018 fue nombrado delegado en Uruguay luego de haberse desempeñado como delegado desde el 2011 en cua­tro países, informaron.