Pese a ser una de las enfermedades más curables, se registra más de un fallecido por día por cáncer de próstata debido especialmente por la tardanza en acudir a la consulta con el urólogo.

Gustavo Codas, urólogo y andrólogo, mencionó a la radio 650 AM que desde hace 3 años están impulsando la campaña de Noviembre Azul, lo cual generó en la gente mucho más interés en la consulta preventiva.

Lea más: Artistas revivieron en el Este el destacado historial artístico de Pato Brítez

El médico explicó que al cumplir 50 años todo varón debe acudir al urólogo, pero si tiene antecedente familiar con cáncer de próstata debe hacerlo ya a los 40 años. “Es uno de los cánceres más lentos en avanzar y curable, pero de los más mortales porque se acude tarde al control médico. Hay 400 a 500 muertes por año, es un poco más de un fallecido diario por próstata”, resaltó.

“Es un cáncer muy hereditario, genético, si tenemos poca predisposición y una mala calidad de vida, ahí puede llegar a adelantarse el cáncer. Hacer actividades físicas, buena alimentación, el consumo de tomate, puede ayudar para prevenir”, comentó.

Se debe tener cuidado ante cualquier síntoma, como algún problema al orinar, levantarse varias veces por la noche, etc. También se pueden autopalpar los testículos, si hay crecimiento de los testículos, dolor, si hay aumento de tamaño. Si aparece algo diferente sería bueno acudir al doctor.

Lea más: John Mayer lanza una versión balada de “Last train home”

Por otro lado, Codas derribó el mito que se tiene respecto al control tacto rectal (introducir el dedo en el intestino), ya que este procedimiento no se hace a todos los que consultan, en algunos casos sí es importante hacerlo pero en otros no. “El análisis de sangre, el PSA, es una manera de control también. No es que el doctor le saluda al paciente y ya le hace el examen rectal”, aclaró.

Sobre la incidencia de la eyaculación para disminuir el cáncer de próstata, dijo que surgió el debate en torno a esta recomendación porque hubo un estudio científico que hablaba sobre 21 eyaculaciones mensuales para evitar esa enfermedad. Sin embargo, el médico resaltó que el estudio no es certero y hace falta mayores pruebas que avalen esa afirmación. “No es algo oficialmente aceptado, es algo extraoficial”, agregó.

Dejanos tu comentario