La princesa heredera de Holanda ha sido ferozmente acosada y amenazada por un hombre que al final fue detenido porque era violento. Por otra parte, Sofía de España cumplió 82 años y los festejó en intimidad (sin su marido); Sofía Loren, a los 86 protagoniza una película para Netflix y dice que nunca permitió que le operaran la nariz. La nieta de Eunice Kennedy llevó en su boda el vestido de su abuela, lo que se puso de moda entre royals y chicas de la alta sociedad.

ACOSADOR DETENIDO

La pesadilla ha llegado a su fin. Wouter G. ha sido condenado a tres meses de prisión incondicional y a tratamiento psiquiátrico obligatorio de hasta cuatro años por las amenazas que lanzó a Amalia de Holanda, la princesa heredera del trono que el próximo mes de diciembre cumplirá los 17 años, a través de las redes sociales a principios de este 2020. El tribunal de Zwolle ha concluido que el hombre –del que lo único que ha trascendido es que tiene 32 años y un pasado como militar– había desarrollado una obsesión por la familia real y en particular por la princesa heredera. Tal y como recoge el medio holandés De Telegraaf, el ahora detenido y para el que la fiscalía solicitaba diez meses de prisión fue visto por primera vez merodeando en los terrenos de Villa Eikenhorst –la que fuera la residencia de los reyes y sus tres hijas hasta hace dos años– en el 2016. Después de ese episodio habría estado buscando la forma de acceder a ella y fue a comienzos de este año cuando las amenazas –descritas por el tribunal como “tremendamente aterradoras”– se hicieron efectivas a través de Instagram. Al parecer Wouter G. escribió directamente a la cuenta personal de la princesa y también a la de una amiga suya advirtiendo que estaba ahorrando dinero para comprar armas y explicando que se acercaría a ella el Día del Rey, una festividad que se celebra cada 27 de abril y en la que la familia real se da un auténtico baño de multitudes, charla y se fotografía con numerosos ciudadanos. Una celebración que, debido a coronavirus, este año no se celebró pero que según el condenado a prisión era la forma perfecta de acceder a la hija mayor de Guillermo y Máxima.

“Sí niña, no tienes forma de evitarlo”. Este es uno de los mensajes más suaves que el propio detenido ha confesado haber enviado a la princesa entre una larga lista frases con un contenido mucho más violento, sexual y definitivamente amenazador, no solo para ella, también para una amiga de su entorno más cercano. Tal y como recoge el diario holandés Story, el detenido se defendió diciendo que no sabía que se trataba de la cuenta personal de Amalia, sin embargo, se habría probado que él estuvo buscando específicamente su cuenta.

EL VESTIDO DE LA ABUELA

Desde que la nieta de Isabel II usara un vestido de su abuela para casarse en Windsor, la costumbre de usar el vestido más lindo o de boda de las abuelas se ha puesto de moda entre las royals y también entre las señoritas del Jet Set. Así, ahora Eunice Kennedy Shriver, nieta de la hermana del ex presidente JFK y miembro de la familia “casi real” de los Estados Unidos, tenía pensado contraer matrimonio con Michael “Mikey” Serafin García el pasado fin de semana frente a 200 invitados. Pero unos meses antes de la boda y debido a la pandemia provocada por el coronavirus, se vieron obligados a recortar de manera notable la lista de invitados y únicamente asistieron a la ceremonia sus familiares más cercanos. “Ambos pertenecemos a familias muy numerosas”, señaló Eunice a la revista Vogue. “Así que solo pudieron venir nuestros padres y hermanos junto a sus familias, en total 32 invitados. Esperábamos que las cosas se hubieran calmado para octubre, pero nos dimos cuenta de que tal y como están las cosas, no podíamos pedir a nuestros invitados que viajasen hasta Florida para acudir a un evento tan grande”, razonó. Para este día tan especial, la nieta de la legendaria filántropa y fundadora de Special Olympics para gente con discapacidad, Eunice Kennedy, escogió el vestido de novia de Dior que su abuela lució en su boda el 23 de mayo de 1953. “Mi abuela lo llevó en su boda con mi abuelo, y 67 años después, lo usé yo para casarme con ‘Mikey’”, dijo Eunice. “Con el paso del tiempo, el vestido ha pasado a un tono marfil vainilla francés, y tiene algunos agujeros, pero no me importó”. Lo sorprendente es que el día de sus respectivas bodas, ambas tenían prácticamente la misma altura y el mismo tamaño de cintura, por lo que no tuvo que hacer ningún ajuste y el vestido le quedó perfecto. La joven contó con la ayuda de Ever After Miami para restaurarlo y crear un nuevo corpiño y un velo color marfil a juego. “El vestido era tan delicado como un pañuelo de papel”, dijo Eunice. “Así que tuvimos que manejarlo con mucho cuidado. ¡Tenía miedo incluso de sentarme!”. El resultado fue impresionante y quedó un precioso vestido palabra de honor con escote en forma de corazón y voluminosa falda, acabada en gasa y decorada con jaretas bordadas.

LA “NARIZ” DE SOFÍA

A los 86 años, Sofía Loren está de vuelta. Tras diez años de silencio, la actriz italiana regresa con “La Vita davanti a sé” (en cines este viernes y en Netflix el 13 de noviembre). Un trabajo que se interpreta como el punto y final a una carrera de 70 años. Todo comenzó con 17 años, cuando Loren conoció al famoso productor italiano Carlo Ponti, quien era 22 años mayor que ella, durante un concurso en 1951. La pareja tuvo un comienzo difícil. Mientras Ponti le hacía una prueba de pantalla, un camarógrafo gritó: “Es imposible fotografiarla. Su cara es demasiado corta, su boca es demasiado grande, su nariz es demasiado larga”. El productor en lugar de ponerse del lado de su eventual esposa, con quien se casó en 1957, avivó las críticas. “Sofía, ¿alguna vez has pensado en eso? Ya sabes, suavizar tu ¿perfil dominante?”. La actriz adolescente estaba furiosa por lo que se estaba insinuando. “Carlo, si estás sugiriendo que para hacer películas tendré que cortarme un pedazo de la nariz, bueno, entonces volveré a Pozzuoli porque no tengo intención de hacerme una operación de nariz”, respondió. Loren lo recuerda en sus memorias “Ayer, hoy, mañana: mi vida” y afirma que nunca ha pasado por el quirófano. La actriz conserva intacto su estilo de diva, el glamur, la intensidad dramática, la voluptuosidad, la belleza explosiva y el poder de atracción que la han convertido en mito erótico de generaciones y generaciones y en musa eterna y fuente constante de inspiración para artistas de todas las disciplinas. Como leyenda del séptimo arte, ha servido de modelo para Penélope Cruz, a la que a menudo se compara con la diva italiana. Esta semana, Loren desmintió que Cary Grant le propusiera matrimonio como se ha publicado en un libro de memorias sobre el actor. “Era un hombre muy guapo y un actor maravilloso, pero no me propuso matrimonio”. Aunque la relación nunca progresó, Grant no dejó de pensar en ella. Cuando Loren se mudó a Estados Unidos siguió enviándole grandes ramos de rosas a la vista de Ponti.

DE CONCIERTO Y CUMPLE 82

La reina emérita, doña Sofía de España, asistió al concierto un día después de soplar las velas por su 82 cumpleaños. Se la vio como siempre, serena y muy entusiasmada ya que la música es y fue siempre una de sus pasiones más duraderas. A pesar de la ausencia de don Juan Carlos, que permanece en algún lugar de Medio Oriente, doña Sofía continúa con su agenda oficial e institucional, como hace poco al acto de entrega de los premios Princesa de Asturias y siempre acompaña a su hijo el rey Felipe, a la reina Letizia y a sus nietas, con las que se muestra en actos públicos o privados en donde siempre recibe las demostraciones de cariño de la gente de todo signo político y social. Esta vez, luego de festejar en la más estricta intimidad su cumpleaños número 82, siempre acompañada por su hermana la princesa Irene de Grecia, fue al Auditorio Nacional de Música de Madrid a apoyar la música clásica, una de sus grandes aficiones. En concreto, la madre del rey Felipe ha asistido al concierto extraordinario en beneficio de las becas anuales de ampliación de estudios en el extranjero –de cuerda, piano y canto– de Juventudes Musicales de Madrid. El recital ha estado a cargo del pianista Vincenzo Scalera y el tenor Juan Diego Flórez.

En cuanto al estilismo, ha optado por un traje de dos piezas formado por chaqueta y falda. Esta última en tonos dorados, mientras que la parte superior tenía un estampado de flores doradas, marrones y negras y las solapas doradas. Hace un año y medio doña Sofía fue la encargada precisamente de entregar estas ayudas, que permitieron a 22 músicos españoles continuar con sus estudios en el extranjero. Este martes, ha reaparecido y lo ha hecho en un momento atípico, marcado por las pérdidas y los giros inesperados, los momentos de incertidumbre pero con un férreo rumbo por su parte.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar