Un domingo especial es el que tiene hoy como protagonistas a Cerro Porteño y General Díaz. El estadio La Olla alberga a estos contendores, que llegan golpeados y con bajas La intención es lavarse las caras con un triunfo, que modifique el rumbo en parte.

En Cerro Porteño, el objetivo es quemar las últimas chances en la pelea por lograr el milagro de campeonar. Un triunfo lo dejará a cinco puntos detrás de Olimpia, el puntero, a falta de cuatro fechas. Golpeó el empate (2-2) sobre la hora justamente ante Olimpia. Se sumó la goleada (0-3) y eliminación de la Copa Paraguay, que se encajó frente a Guaraní en medio de la semana.

Para los azulgranas está la posibilidad de clasificar directamente a la fase de grupos de la Copa Libertadores 2019 en base al acumulativo general de puntos. Son bajas Víctor “Topo” Cáceres y Santiago Arzamendia, ambos suspendidos. Tampoco están por lesión Óscar Ruiz y Nelson Haedo Valdez. Vuelve a la concentración el uruguayo Álvaro Pereira y el centrodelantero Júnior Marabel.

Por el lado de General Diaz, que viene de dos derrotas consecutivas, el promedio es tema prioritario en las cinco fechas que faltan para el epílogo. Conservar la categoría es el primer gran objetivo y a partir de ahí tentar la clasificación a una copa internacional para el 2019. Están a disposición del entrenador Aldo Bobadilla el golero Diego Barreto y el lateral Diego Vera, ambos recuperados de sus lesiones. El defensor Walter Cabrera quedó fuera por una dolencia.

Entran gratis

Niños hasta 12 años y mujeres entran gratis en los sectores de graderías y plateas de la Olla. La dirigencia de Cerro Porteño quiere incentivar la asistencia del público, que hoy tendrá una gran prueba en medio de los malos resultados.