Naomi Watts, la actriz británica nominada al Óscar que ha trabajado con íconos de Hollywood como David Lynch y Sean Penn, admitió el sábado que una urraca le robó varias escenas en la película “Penguin Bloom”, que está por estrenarse en el festival de cine de Toronto.

Watts interpreta a Sam Bloom en el drama de la vida real sobre una madre que queda paralizada tras una caída accidental, pero que sale de la desesperación al cuidar de un pajarito herido llamado Penguin. “Eso me puso nerviosa. Cómo podíamos hacer actuar a un pájaro y, ya saben, las urracas tampoco son famosas por ser muy amigables”, dijo Watts en una conferencia de prensa virtual.

Lea más: Forbes: Messi alcanza los 1.000 millones de dólares de ingresos en su carrera

La película utilizó algunos animatrónicos -personajes creados con tecnología robótica- y tecnología CGI (Creación de Imágenes por Ordenador), pero sobre todo apeló a “una multitud” de aves reales, confirmó el director Glendyn Ivin.

“Se robaron totalmente las escenas todos los días”, dijo Watts, describiendo cómo una usó como baño su cabeza el primer día de filmación. Por su parte, desde su casa en Australia, Sam Bloom dijo que el verdadero Penguin “trajo un poco de emoción y felicidad a nuestra casa” después de que el accidente “entristeció a todos”.

En medio de la pandemia de coronavirus y con una frontera canadiense cerrada que obliga a las estrellas y los medios de comunicación de Hollywood a quedarse en casa, el festival de cine más grande de América del Norte encontró la forma de presentar, con la debida distancia social, la programación de este año, en algunos casos con películas que se estrenan en línea por internet y otras en autocines.

Lea también: John Boyega rompe con la marca Jo Malone, que lo remplazó por un actor chino

Directores debutantes

Más temprano, en Toronto, la estrella de “Selma”, David Oyelowo, presentó “The Water Man”, que marca su debut como director. “Lo hice para mi propio yo de 12 años, lo hice para aquellos niños que no pueden verse representados en este tipo de historias”, aseguró. Escrita por Emma Needell y respaldada por la popular conductora televisiva Oprah Winfrey, la película sigue las aventuras de un niño, interpretado por Lonnie Chavis, que busca a un legendario personaje con la esperanza de curar el cáncer terminal que asola a su madre, interpretada por Rosario Dawson.

“Es muy raro ver a una familia negra como protagonista de una historia así”, dijo Oyelowo. De su lado, la estrella de “El señor de los anillos” Viggo Mortensen también hizo realidad su sueño de dirigir una película, estrenando “Falling”, sobre un padre cascarrabias y demente que ataca implacablemente la homosexualidad de su hijo.

El actor tres veces nominado al Oscar apareció por última vez en “Green Book”, que se proyectó en el festival de cine de Toronto antes de ganar un Óscar a la Mejor Película en 2019. “Una cosa es conocerme como actor, pero lo que quiero decir, es que no he dirigido nada”, dijo el hombre de 61 años, quien también protagoniza el papel principal.

Fuente: AFP.

Dejanos tu comentario

13H

Miguel Cuevas ¿debería ocupar nuevamente su banca en Diputados?

Click para votar