Mediante el cambio de postura de algu­nos diputados, la Cámara Baja no reunió la mayoría para ratificarse en su versión, respecto al pro­yecto de ley que establece medidas para la reactiva­ción económica por efecto de la pandemia del covid-19. Por tanto, aceptó la ver­sión del Senado, que dispone la entrega directa de US$ 25 millones a los sectores cam­pesinos, y US$ 32 millones para la inversión de obras públicas.

Al respecto, el diputado colorado Raúl Latorre, sostuvo que lo que está pasando en Paraguay es “la institucionalización de la violencia”. Indicó que exis­ten actores del sector pro­ductivo, llamados campe­sinos, que están haciendo piquetes. “Están cerrando las calles impidiendo la garantía constitucional que tienen los ciudadanos de la libre circulación y ya están violentando a los que quie­ren hacer uso de ese dere­cho. Vienen acá a decirnos que si no le ponemos la plata en la mano, nos van a seguir violentando nuestra liber­tad”, criticó.

Aclaró que comparte el crite­rio y la necesidad de fortale­cer las políticas de Estado de asistencia al sector produc­tivo, fortalecer el involucra­miento del Estado y generar nuevas herramientas, por ello acompaña la propuesta de la comisión de Presupuesto que plantea una transferencia al Ministerio de Agricultura y Ganadería, que generaría las acciones de crecimiento de este sector. “No es suficiente, pero es el camino, y no dejar que tomen nuestras calles, violenten a los ciudadanos y darles plata otra vez para que se vayan a sus casas”, sostuvo.

EXTORSIÓN

El líder de la bancada de Honor Colorado, Basilio “Bachi” Núñez, señaló que siempre se cuestiona que el presu­puesto de gasto social de las binacionales va para la cam­paña política de los colorados. Ahora, con la aprobación de los US$ 57 millones, distri­buidos entre Obras Públicas y la Agricultura Familiar Cam­pesina, el legislador se pre­guntó para la campaña polí­tica de quienes serán los US$ 25 millones a ser distribuidos en forma directa a los cam­pesinos.

“Esto me recuerda la frase latina, quo vadis; a dónde vas?, Senado, y se aplica quo vadis Diputados, quo vadis Gobierno. Por qué no pone la firmeza que tiene que poner ante esta extorsión y chantaje de supuestos campesinos, agavillados en dos coordina­doras, en las que no les veo representados a los campe­sinos productores”, expresó en el plenario.

Agregó que la ciudadanía tiene que enterarse de que con la aprobación de este pro­yecto se está “entregando la plata dulce”, porque después de esto que no vengan a hablar de transparencia. “No me vengan a hablar de transpa­rencia los que votan por este adefesio legislativo, donde se hace la ley primero y después el contenido”, acotó.

PASA AL EJECUTIVO

El proyecto original presentado por el Ejecutivo planteaba la entrega de recursos al MOPC por US$ 52 millones a fin de reac­tivar la economía mediante obras públicas. El Senado aprobó con modificaciones, estableciendo que del total, U$S 25 millones se destinen a la agricultura familiar campesina, con la entrega directa de los fondos a las organizaciones campesinas.

La versión fue rechazada por Diputados, que solo otorgó esos recursos administrados por el MAG y eliminó los fondos para Obras Públicas. Al día siguiente el Senado se ratificó en su san­ción, y ayer 41 diputados aceptaron la versión del Senado, mien­tras que 36 votaron por la versión de la Cámara Baja, con lo cual el proyecto de ley quedó sancionado y pasa al Ejecutivo.

Varios diputados expresaron su postura con relación a la aproba­ción del proyecto y criticaron tanto al Gobierno Nacional como a los líderes campesinos y a sus organizaciones.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar