La miau florida se está tomando con todos aquellos que no piensan como ella, o sea, quienes no le siguen en sus monotemas y disparates. La esposa de Filicóptero es una de las que reciben dinero público, pero bloquea a medio mundo en sus redes. Y después habla de libre expresión.

Su candidato Efraudín ya se lanzó tres años antes a la Presidencia de la República. Bueno, Desirée espera que su vice sea Filicóptero. Qué lindo futuro le espera a la oposición.

La coherencia que reclama la miau tiene que darse en la renuncia de su marido al MEC y de todos sus lacayos que forman parte del Gobierno. Por lo visto el soquete que ligaron está difícil soltarlo.

Es impresionante el mar de llantos y lamentos que generó una cuestión obvia y de sentido común en la política: la unidad entre correligionarios. Lo ilógico sería que los colorados intenten unirse con los seguidores del luguismo para mantenerse en el poder.

El que anda de cama es EVP, el disparatero de la calle Yegros. Ya no sabe para dónde apuntar a fin de llamar la atención y como ya nadie le sigue la corriente, anda desafiando a autoridades en redes para luego trenzarse con perfiles falsos.

Barbaridad lo que se viene con Rodolfito. Anduvo amenazando a amigos a quienes utilizó para hacer negocios con el Estado, los esquilmó y ahora se esconde. Pensó que con sus amenazas estos se iban a quedar callados, pero le salió mal la jugada y lo que se viene en los próximos días será para alquilar balcones o pensar en una celdita en Tacumbú Hilton. A Marly no le gusta esto.

Raulito el intocable no solo quiso meter mano en las compras para salud, también anda fungiendo de abogado de personajes que jodieron al Estado. Opera con un colega, que también es funcionario de la binacional que maneja Nicadrón. Uno usa sus influencias políticas y el otro el membrete de la EBY para asuntos particulares que nada tienen que ver con la entidad. Le pidieron una explicación al respecto y la respuesta fue: “Fue un error de la computadora”. ¡Andaaa!

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar