El juez penal, Paublino Escobar, otorgó medidas alternativas a la prisión al presidente del Indert, Justo Pastor Cárdenas, procesado por desobedecer una orden judicial dictada por la jueza Rosarito Montanía dentro del marco de un amparo de pronto despacho, de acuerdo al portal Judiciales.net.

El juez le impuso una fianza personal de de Gs. 50 millones. Además, tiene prohibición de salir del país y de cambiar de domicilio sin autorización del juzgado.

El proceso comenzó debido a que se demostró que Cárdenas desobedeció una orden judicial emanada de la jueza penal Montanía, dentro de un juicio de amparo promovido por Vicente Gómez de la Fuente contra el Indert.

El hombre presentó en el 2007 las documentaciones que le acreditan como dueño de una propiedad de 1.200 hectáreas de tierra ubicadas en Hernandarias, Alto Paraná.

EEn su resolución del 17 de febrero de este año, la jueza Rosarito Montanía le otorgó a Cárdenas un plazo de 20 días para que resuelva un pedido sobre una propiedad. El Indert no cumplió la disposición por lo que se remitió los antecedentes por desacato al Ministerio Público.

Cárdenas expresó que se encontraba informado sobre la disposición judicial, pero que por un desorden en la asesoría jurídica de la institución no se cumplió. Por este motivo se abrió un sumario y se intervino esa dependencia, ya que esto le perjudica a la imagen del Indert, afirmó. Agregó que el informe ya fue remitido.