Culminó ayer la primera etapa del alegato final, presentado por el Ministerio Público y la defensa técnica en torno al caso que afronta Vilmar Acosta Marques por el asesinato del periodista Pablo Medina y de su asistente Antonia Almada ocurrido el 16 de octubre del 2014 en un camino vecinal en Villa Ygatimí, del departamento de Canindeyú.

El Tribunal de Sentencia dictará la resolución en cuanto a esta primera etapa referente a la existencia del hecho, el próximo jueves 14 de diciembre a las 11:00, de acuerdo a un boletín del Ministerio Público.

Durante el juicio oral y público, la defensa pidió la absolución del acusado. Sin embargo, los fiscales Sandra Quiñónez y Vicente Rodríguez, aseguró que se demostró la culpabilidad de Acosta Marques, a través de los elementos probatorios que fueron introducidos en forma legal en el proceso.

El Tribunal de Justicia es presidido por el juez Trinidad Zelaya e integrado por los jueces Benito González y Yanine Ríos. Luego de la réplica y dúplica de las partes, el órgano juzgador dio la palabra al acusado y a de los familiares de la víctima.

Acosta Marques, pidió al Tribunal volver a su vida normal, ya que- según sus expresiones- no se encontraron elementos que sustenten su culpa. En tanto, los familiares del comunicador Pablo Medina, solicitaron a los jueces, analizar perfectamente los elementos presentados por la representación fiscal para impartir justicia y que triunfe la verdad.