Lanzan la primera plataforma en línea que tendrá mapa e información crítica de tierras y territorios de pueblos y comunidades indígenas.

Varias organizaciones de la sociedad civil se unieron para trabajar en este proyecto que será presentado este martes 28. Se trata de la primera plataforma web que proporciona mapas e información crítica de tierras y territorios de Pueblos y Comunidades Indígenas. Además, se podrá ver verificar datos contextuales sobre cambios forestales, incendios y otros de gran relevancia para la incidencia y la defensa territorial.

El objetivo de esta web es mejorar la gestión y disponibilidad de datos geográficos relacionados a tierras de pueblos y comunidades indígenas, para informar mejor a los diferentes sectores del ámbito público y privado. Igualmente, la idea es que sirva para procesos en los que las empresas del sector privado, comprometidas a evitar conflictos de tierras, necesitan acceder a información precisa.

Una de las comunidades indígenas instaladas en la zona. FOTO LORENZO AGÜERO.[/caption]
Una de las comunidades indígenas instaladas en la zona. FOTO LORENZO AGÜERO.[/caption]

Con eso, se busca promover el respeto de los derechos a la tierra y territorios de los Pueblos Indígenas del Paraguay y reducir la deforestación a través del monitoreo y alertas oportunas, según el informe de la Federación por la Autodeterminación de los Pueblos Indígenas (FAPI), organismo que lleva adelante el proyecto.

La presentación de la web www.tierrasindigenas.org.py se realizará en el Gran Hotel del Paraguay (De las Residentas 902 casi Padre Pucheau). La propuesta está coordinada por laAdemás, el proyecto cuenta con la colaboración de la Unión de Comunidades Indígenas de la Nación Yshir (UCINY), la Coordinadora de Líderes Indígenas del Bajo Chaco (CLIBCH) y las ONGs Tierraviva, Gente Ambiente y Territorio (GAT), Sombra de Árbol y WWF Paraguay.

Igualmente, colaboraron con el proyecto la Global Forest Watch, iniciativa impulsada por el Instituto de Recursos Mundiales (WRI por sus siglas en inglés). La elaboración de esta plataforma fue posible gracias al apoyo de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y de la Rainforest Foundation Norway (RFN).