El fiscal Rodrigo Estigarribia imputó por los ilícitos de homicidio culposo y exposición al peligro del tránsito terrestre a Marcelo Manuel Ortiz, quien protagonizó bajo los efectos del alcohol un grave accidente de tránsito que derivó en el fallecimiento del chofer de la unidad de transporte de pasajeros de la línea 27 de la empresa La Sanlorenzana, Aurelio Escobar. El accidente se registró en la intersección de las calles General Díaz y Montevideo de Asunción.

El representante del Ministerio Público solicitó al juzgado de Garantías la prisión preventiva del imputado debido a que en la carpeta fiscal no consta que el mismo tenga arraigo. El procesado, quien estuvo internado, se abstuvo a prestar declaraciones ante el fiscal Estigarribia, quien se constituyó hasta un sanatorio privado para poder tomar la declaración del joven.

Según la carpeta fiscal, el 1 de enero, aproximadamente a las 7:30, Marcelo Manuel Ortiz, quien posteriormente dio positivo a la prueba de alcotest con 1,03 g/l, iba al mando de una camioneta Kia Sportage protagonizando un accidente en General Díaz y Montevideo. Aparentemente, Ortiz cruzó el semáforo en rojo, lo que habría causado que el chofer de la línea 27 de la empresa La Sanlorenzana se viera forzado a realizar una brusca maniobra y finalmente impactar contra un local comercial de nombre "Lumiluz".

El conductor del colectivo Aureliano Escobar salió despedido del interior del bus quedando tendido sobre el asfalto con graves lesiones. Posteriormente fue derivado al Hospital de Trauma, donde horas después se confirmó su deceso. Además del chofer, resultaron heridas otras dos personas que se encontraban dentro del ómnibus.

JUEZ ADMITE

El juez penal de Garantías Gustavo Amarilla admitió la imputación y procesó penalmente a Ortiz por homicidio culposo y exposición al peligro del tránsito terrestre y a su vez lo convocó para hoy, a las 7:30, para la audiencia de imposición de medidas cautelar. El magistrado deberá analizar si decreta la prisión preventiva del imputado o en su defecto concede una medida menos gravosa que la prisión.