El presidente de la República, Mario Abdo Benítez, se refirió al conflicto que se dio en el Ministerio de Educación y Ciencias (MEC) entre el ministro Eduardo Petta y la viceministra Nancy Ovelar. El mandatario dio a entender que por el momento no se darán cambios en esta cartera de Estado. El Presidente dio su total apoyo a su aliado político, Eduardo Petta, recordando que el mismo “es el ministro”.

Las declaraciones del Presidente se dieron en una amena conversación con los medios de comunicación en el día de su cumpleaños y sostuvo que aguardará que “se calmen las aguas” entre las autoridades del ministerio. “Vamos a esperar que las aguas se calmen. Vamos a hablar el lunes”, se limitó a responder el mandatario.

Sin embargo, tanto Petta como Ovelar dan señales de que no existen probabilidades de una reconciliación entre ambos por el fuerte enfrentamiento, que llegó a lo personal.

El ministro había señalado que de ser necesario dejaría el cargo y quedaba en manos del presidente de la República esta situación, en tanto que la viceministra anunció que no dará un paso al costado.

La funcionaria dijo que ella y su familia se sienten profundamente dañadas por las declaraciones realizadas por Petta en contra de su marido (José Carlos Gorostiaga) y amenaza con iniciar una demanda en contra del mismo. “Nos reservamos el derecho de las acciones legales que correspondan porque aquí hay un daño moral tremendo al que fuimos sometidos”, dijo en conferencia de prensa.

La viceministra de Educación, hermana de la senadora Blanca Ovelar, quien siempre dio un fuerte respaldo político a Abdo, dijo que la acusación en contra de su marido se originó a raíz de una publicación realizada por el matutino ABC, en la que se asegura que el titular de la cartera de Estado nombró a su cocinera como directora de Alimentación Escolar.