En coincidencia con el Día Internacional de la Mujer, la Cámara de Senadores dio ayer medida sanción al proyecto de ley de paridad democrática, que establece que los partidos deben presentar en sus internas las listas con iguales porcentajes de hombres y mujeres (50-50). La pretendida normativa pasa a Diputados para su aprobación o rechazo.

De acuerdo al registro de los votos, 32 legisladores votaron a favor, 6 en contra y 7 se abstuvieron. Luis Castiglioni, Juan Carlos Galaverna, Silvio Ovelar, Óscar Salomón, Julio Velázquez, miembros de la bancada del movimiento Colorado Añetete, y Fernando Silva Facetti, de la banca liberal, no apoyaron la iniciativa. El senador colorado Eduardo Petta fue uno de los que decidieron no votar a favor ni en contra de la propuesta legislativa.

"Los hombres y mujeres deben compartir el modelo de desarrollo en igualdad de condiciones", expresó la senadora Esperanza Martínez. La democracia representativa es una vida justa donde se permite todo en igualdad y se comparte la decisión y responsabilidad entre hombres y mujeres, agregó la proyectista.

Tras vehementes discusiones, se aclaró suficientemente que la legislación solamente afectará las internas de los partidos, de manera que las listas finales, resultantes tras los comicios, necesariamente deben ser ordenadas de acuerdo al sistema D'Hondt.