Si bien el exorcismo es ejercido desde hace tiempo, la Arquidió­cesis de Asunción oficializó la práctica con la creación de la Pastoral del Exorcismo en la Arquidiócesis de la San­tísima Asunción. La depen­dencia eclesial se habilita, dando cumplimiento a la recomendación de la Santa Sede que sugirió a las dió­cesis una Pastoral del Exor­cismo, explicó el padre Fran­cisco Silva.

"Cuando hablamos de pasto­ral es toda acción organizada por la Iglesia, que responde a un sector que en este caso tiene la necesidad de encon­trarse, sanarse, liberarse y ser discípulo del señor. Se va enmarcar dentro de la nueva evangelización", manifestó Silva, coordinador de la Pas­toral del Exorcismo de la Arquidiócesis. Mediante el Decreto 071/2017 del Arzo­bispado de Asunción se reco­noce "la necesidad de una atención específica a los fie­les de esta jurisdicción ecle­siástica".

El equipo está integrado, además del padre Fran­cisco Silva, por el padre Pedro Silva y los diáconos permanentes, Alejandro Bogda y Bernardo Figue­redo, quienes responderían a los requisitos del Canon 1172&2: "presbítero pia­doso, docto, prudente y con integridad de vida".

Padre Francisco Silva.
Padre Francisco Silva.

También se tendrán psicólo­gos, psiquiatras y personas que tengan conocimiento de medicina "para tener un mejor diagnóstico y perso­nas competentes en todas las áreas", dijo el padre Silva.

Con esta dependencia se busca acompañar a las per­sonas que lo necesitan, pero que no siempre es un caso de posesión demoníaca, siendo lo más común la "influencia negativa del maligno o de las fuerzas oscuras".

"Los casos de posesiones se dan, pero son raros. El maligno nos domina de manera ordinaria con el pecado y manera extraordi­naria en otros campos, entre ellos la posesión", aseguró. Existen situaciones que pre­disponen el abrir las puertas del mal, como por ejemplo abortos sucesivos, jueguitos electrónicos desde los celu­lares, películas que les ayu­den a hacer pactos, juegos de la ouija, cartomancia, bruje­ría, hechicería, entre otros.

VISITA AD LIMINA SERÁ DEL 6 AL 12

Los obispos del Paraguay se preparan para la visita ad limina apostolorum, que será del 6 al 12 de noviembre, en Roma. Existen muchos temas eclesiales y nacionales que serán tratados con el papa Francisco, en vista de que esta es la primera que se hace en este pontificado, ya que la última fue en el 2008.

"Acudi­remos llevando la relación del ministerio episcopal de cada uno y de la misma Conferen­cia de Obispos, junto con las inquietudes, necesidades, pedidos y anhelos de nues­tros fieles, y de nuestra rea­lidad, para depositarlos con la fe en la sede apostólica", dice el comunicado.

Recuer­dan que muchos temas están pendientes de estudio, tanto a nivel nacional como ecle­sial. "Sintiendo con nues­tro pueblo, acudimos a este encuentro con el papa Fran­cisco", expresa.