Melbourne, Australia. AFP

El canadiense Denis Shapovalov, decimo­cuarto de la clasifica­ción ATP, dio la sorpresa del Open de Australia al derro­tar ayer en octavos al tercer jugador mundial, el alemán Alexander Zverev, uno de los candidatos al título, y será el rival en cuartos de un Rafael Nadal impresionante, que ganó sin problemas al fran­cés Adrian Mannarino.

Nadal, veinte veces campeón de Grand Slam, que busca un 21º título que le colocaría en solitario col el récord de triunfos en torneos mayores, solo pasó apuros en el primer set, en el que tuvo que jugar tie-break de 28 minutos, para imponerse por 7-6 (16/14), 6-2 y 6-2.

“El primer set fue desgas­tante a nivel de nervios. Tuve un poco de suerte al final del tie-break”, dijo Nadal sobre su partido contra Manna­rino, que duró 2 horas y 40 minutos.

Pero si Nadal respondió en octavos, la sorpresa llegó con la derrota del alemán Zverev ante el canadiense Shapova­lov, por 6-3, 7-6 (7/5), 6-3.

“Llegué (a Australia) con el objetivo de ganar el torneo y convertirme eventualmente en el número uno mun­dial. Pero si juego así, no lo merezco. Es tan simple como eso”, estimó el alemán de 23 años después de perder ante Shapovalov.

En el cuadro femenino, el duelo de cuartos de final entre la esta­dounidense Madison Keys (51ª) y la checa Barbora Krej­cikova (4ª) no era el esperado.

Pero Keys demostró las cuali­dades que le hicieron alzarse al séptimo puesto mundial en 2016 y a la final del US Open en 2017 para ganar a la española Paula Badosa (6ª), por 6-3, 6-1, mientras que la checa, ganadora del último Roland-Garros, se impuso a la doble ganadora bielorrusa de Melbourne, Victoria Aza­renka (25ª), por 6-2, 6-2.

La número uno mundial, la australiana Ashleigh Barty, superó los octavos al derrotar a la estadounidense Amanda Anisimova (60ª del mundo), por 6-4, 6-3. La australiana de 25 años intentará alzarse a semifinales el martes enfren­tándose a otra estadouni­dense, Jessica Pegula (21ª), que derrotó a la griega Maria Sakkari (8ª) por 7-6 (7/0), 6-3.

Dejanos tu comentario