En el tercer trimestre del 2019, el 21,4% de los encuestados del mercado respondieron que la situación económica es óptima para conceder crédi­tos. Sin embargo, se observa un mejor desempeño con res­pecto al trimestre anterior en la situación actual del crédito y en las expectativas para la concesión del crédito en casi todos los sectores.

Así se refleja en la encuesta sobre Situación General del Crédito Trimestral, presen­tada ayer por el Banco Cen­tral del Paraguay (BCP), diri­gida a los bancos, empresas financieras y demás entida­des de crédito. La encuesta busca complementar los datos estadísticos sobre el crédito recabados por el BCP, con informaciones cualitati­vas de las entidades del sis­tema financiero.

En cuanto a las expectati­vas de cómo será el compor­tamiento del crédito en los próximos 3 meses y qué sec­tores específicos consideran serán los principales deman­dantes, se transcriben las res­puestas que proporcionaron los encuestados; en primer lugar, el comercio y consumo deberían ser protagonistas por la época del año.

A estos les sigue la construc­ción, ya que las constructoras cuentan con varias adjudi­caciones de obras importan­tes. Los préstamos en el sec­tor comercial tendrán un repunte por una leve mejora en la dinámica de la econo­mía, agrega el reporte.

Los sectores pymes y corpo­rativos serán protagonistas en los próximos 3 meses debido al incremento del sector comer­cial y a la existencia de mejor perspectiva para el recupero de los créditos otorgados. Se espera que para los próxi­mos 3 meses los rendimien­tos agropecuarios mejoren, incluyendo los precios inter­nacionales de los commodi­ties, por lo que consideramos que el crédito en los próxi­mos 3 meses tendrá un leve repunte siendo nuevamente el protagonista principal el sec­tor agrícola/ganadero.

La agricultura en términos de expectativa (si se logra una buena superficie de siembra) y el comercio de fin de año. El agro, por la financiación de la zafra para la soja, acotaron. El comercio tendría mayor acti­vidad por importaciones para fin de año y el sector de insu­mos agrícolas para la siembra de soja. Se presentaría una disminución, considerando la situación económica actual.