A 15 años de cár­cel fue condenado Alberto Liberato Radogna por la comisión del hecho punible de robo agra­vado con resultado de lesión grave. La investigación del hecho estuvo a cargo de la fis­cala Angelina Arriola.

Los antecedentes refieren que el 7 de noviembre del 2015, Liz Lezcano de Pérez y Bianca Acuña del Puerto llegaron a la casa de su modista en el barrio San Miguel de Camb­yretá, Itapúa. Estacionaron el vehículo frente a la vivienda y al bajar del mismo fueron sor­prendidas por dos hombres que circulaban a bordo de una motocicleta. Uno de ellos era Alberto Radogna.

Radogna tenía un arma de fuego y con ella intimó a las víctimas a que le entreguen todas sus pertenencias. Así lo hicieron y el hoy condenado se alzó con sus dos carteras, que contenían G. 2.000.000, dos aparatos celulares y 1 cadena de oro.

Antes de retirarse del lugar, Alberto efectuó un disparo, cuyo proyectil impactó en la mano derecha de Bianca. Con el tiempo, la lesión que sufrió por el disparo afectó la movi­lidad de su mano, por lo que no puede seguir trabajando eficientemente. Así lo dicta­minó un médico forense del Ministerio Público.

Por esta razón, Radogna reci­bió la pena de 15 años de pri­sión conforme lo dictaminó un Tribunal de Sentencia.

OTRO CASO

Un hombre que presumible­mente asaltó a otro en plena vía pública para robarle dinero fue detenido por agen­tes de la Policía Nacional e imputado por robo por la fis­cala Patricia Aquino. La víc­tima hizo la denuncia y acom­pañó a los policías durante la detención del sospechoso, a quien identificó plenamente.

La representante del Minis­terio Público pidió la prisión preventiva de Cándido López Galeano, quien habría inti­mado con un arma blanca a Luis Coronel a fin de que le entregue sus pertenencias, despojándole de la suma de G. 200.000 para luego darse a la fuga en la zona del Mer­cado 4.

En el momento de la aprehen­sión no se encontró ningún arma en posesión del apre­hendido, como tampoco en el lugar de los hechos.