El diputado quien recuperó su libertad esta semana retornó a Ciudad del Este donde hubo una movilización que provocó el caos en la ciudad. El legislador está imputado por varios delitos, entre ellos de narcotráfico en grado de complicidad.

Acompañado de sus adherentes, Quintana encabezó una caravana que recorrió las principales arterias de la capital esteña, provocando una enorme congestión en el tránsito de la ciudad, principalmente en la Ruta Internacional.

En una breve declaración a la prensa dijo sentirse emocionado por la recepción que le dieron los esteños. “Realmente es emocionante, mi eterna gratitud a la gente del Alto Paraná, por tanto cariño y confianza hacia mi persona, después de tanta injusticia que he soportado”, dijo emocionado el legislador.

Agradeció a sus amigos, a los que estuvieron con él en este tiempo que guardó reclusión en el penal militar de Viñas Cué. “Ulises Quintana es inocente. Yo soy inocente” insistió el diputado para arrancar los vítores de sus adherentes.

La caravana estuvo convocada para las 14 horas en el puesto de peaje de Minga Guazu, ubicado a la altura del Km 26, de la Ruta 7. La misma fue convocada por la dirigencia de Colorado Añeteté en el Alto Paraná, que quiere postular a Quintana como candidato a intendente para los comicios municipales del 2020.

El diputado de Colorado Añeteté recuperó su libertad esta semana luego de que la jueza Magdalena Narváez ordenara su salida de la prisión militar. El miércoles recuperó su banca, que estaba a manos de Rocío Abed.

El legislador, que un gran aliado del presidente Mario Abdo Benítez en el Este del país está imputado por enriquecimiento ilícito, lavado de dinero, tráfico de drogas en grado de complicidad, asociación criminal y tráfico de influencias.