Un gran susto tuvo Cerro Porteño ayer en el partido ante Palmeiras, cuando su capitán, Rodrigo Rojas, sufrió un fuerte golpe en la frente y tuvo que salir en ambulancia del estadio. El volante azulgrana estuvo en observación, pero ya fue dado de alta y volverá con el jefe médico del Ciclón a Paraguay.

Rojas abandonó el partido tras perder el conocimiento y sufrir un terrible corte en al frente, que le produjo 11 puntos de sutura y estar bajo observación casi 12 horas en un hospital de Brasil. Para la tranquilidad azulgrana, el capitán ya está recuperado y fue dado de alta, según confirmó su el propio padre del futbolista, Ricardo Rojas.

En charla con la 730 AM, el padre de Rojas dijo que en la última comunicación con su hijo, ya estaba rumbo al aeropuerto, para volver al país. Rodrigo no retornó con la delegación de Cerro, que ya volvió inmediatamente terminado el partido.

El Ciclón ganó 1-0 en el Allianz Parque, pero no fue suficiente para remontar la serie, que perdió en casa 2-0. Se eliminó de los octavos de la Libertadores y ahora deberá apuntar solamente al torneo local.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar