• Por el Dr. Juan Carlos Zárate Lázaro
  • MBA
Constituye una revolucionaria metodología que permite al empleado un mejor manejo de su tiempo e incluso obtener un mejor nivel de producción trabajando desde su propia casa.
Este método de trabajo beneficia a las empresas, pues les permite reducir su estructura de costos financieros, a través de la erogación mensual de menores montos en salarios.
Dichas ventajas se extienden no solo a nivel monetario, sino también a espacios físicos que se precisan en las oficinas, además de constituir una nueva metodología para los expertos en RRHH para el gerenciamiento utilizando nuevas herramientas tecnológicas e innovadoras opciones a la hora de poner en práctica de todo esto que empieza a “revolucionar al mundo del trabajo”.
Hace unos días nos visitó una experta en RRHH, quien abordó interesantes conceptos sobre esto.
Ha señalado: “La decisión de instalar este nuevo esquema de trabajo tiene sus grados de complejidad, porque hay que definir primeramente las pautas, presentar los beneficios, las dificultades y cómo sobrellevar el nuevo sistema, además de las herramientas tecnológicas que nos ayudan a conseguir resultados exitosos”.
Para que este sistema de trabajo pueda dar los resultados positivos que se espera de ambas partes empresa-empleado, se debe basar en la transparencia, confianza mutua entre gerencia y mandos medios.
Hoy día a nivel regional son varias las empresas que vienen utilizando esta nueva metodología de trabajo, a través de una medición continua del desempeño alcanzado y el nivel de performance de los funcionarios involucrados en el work at home.
Existen dentro del mundo de la tecnología plataformas de trabajo que se adecuan a estos tipos de trabajos a distancia. No obstante, las empresas que se decidan a poner en marcha este novedoso y revolucionario sistema muy poco conocido aún a nivel local deberían hacer con la antelación necesaria todas las evaluaciones que sean necesarias a fin de poder establecer todas las condiciones intrínsecas y extrínsecas tanto desde el punto de reglamentación interna como legal que envuelven a los contratos laborales, incluido al seguro de previsión social entre los principales.
Todo esto cobra importancia dentro del mundo del trabajo, pues estamos en pleno siglo XXI en donde los avances tecnológicos están presentes en nuestro día a día, y no deja de ser atrayente para las organizaciones poder seguir logrando trabajos de calidad y con menores costos financieros, que al mismo tiempo permita el cambio de la mentalidad de liderazgo e incluso el caminar fuera de la zona de confort.
En cualquier tipo de trabajos, programas, productos, servicios siempre existen y existirán el beneficio de la duda e incertidumbre, pero habrá que implementar prácticas y técnicas que permitan la consecución de los diversos beneficios que las mismas podrían traer aparejadas.
Ya existen hoy día herramientas que engloban costos de este “revolucionario sistema de trabajo”, y que representan un “support” importante para las empresas que podrán hacer más sencilla la implementación en forma efectiva del work at home.
El mundo de los negocios y de las empresas “se mueve” de una forma diferente a lo que era casi la constante en el siglo XX, por lo que sería recomendable que las mismas los puedan considerar a esta nueva alternativa dentro de su abanico/espectro global de diversos trabajos y funciones, con lo cual estarían en mucho mejores condiciones de poder sopesar con mayor propiedad los beneficios que puedan traer aparejados, a qué tipo de trabajos o cargos específicos se adaptarían mejor, para que posteriormente cada una esté en mejores condiciones de sacar sus propias conclusiones.

Estos tipos de trabajos ya se vienen aplicando en forma efectiva, dinámica y con mucho éxito en varios países de Latinoamérica y también de extrarregión, por lo que sería fantástico que las empresas modernas y de avanzada que tenemos a nivel local puedan estar presentes y utilicen esta metodología de trabajo, que de hecho sería muy bien recibido por los millenials y los jóvenes de las generaciones X, Y y Z, donde la flexibilidad de horario de trabajo constituye una de sus principales motivaciones, anteponiendo incluso mejores niveles salariales.