Villarrica. Nino Silguero Rodas, corresponsal.

Vestidos de negro, los profesionales de enfermería del Guairá se manifiestan contra la resolución que obliga a los trabajadores del sector a cumplir horario de ocho horas al día, en el servicio privado.

"Estamos de duelo y por eso nos vestimos de negro los profesionales de enfermería que prestamos servicio en todo el país. Una resolución de la Corte Suprema de Justicia obliga a los compañeros del sector privado a una mayor carga horaria de lo establecido en la ley nacional del profesional. Allí se establece solo seis horas como tiempo máximo por turno para los compañeros", manifestó Gladys Ojeda de Raggini.

Ojeda de Raggini aseguró la medida judicial afecta en forma directa a los profesionales del sector privado, pero temen que se extienda al sector público.

"Nosotros somos profesionales universitarios como cualquier otro que ha pasado por una universidad. Tenemos derecho de percibir salario por el escalonamiento, tener una carga horaria profesionalizada. No nos vamos a callar ni permitir que pisen nuestros derechos", agregó

Richard Ferreira, también enfermero de la zona, explicó que están pisoteando una ley promulgada y que está en vigencia tras muchos años de lucha.

"Ahora están queriendo hacer ver que nuestra profesión es denigrante, que no merece ningún tipo de beneficio social, mucho menos profesional", sostuvo.

Ferreira agregó que aunque por ahora no están afectados los funcionarios públicos, en algún tiempo del ejercicio de la profesión de enfermeros han pasado o volverán a pasar por un servicio privado. Señaló también que allí se dan explotaciones con inmensas cargas horarias y malos salarios.

"Los propietarios de sanatorios privados lo único que pretenden es perpetuar sus beneficios económicos a costillas de personas que realizan un trabajo científico, cuyo ejercicio está garantizado por ley ", finalizó el profesional.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar