París, Francia | AFP, por Anna PELEGRI.

Los Ángeles es una ciudad testigo de la "fiebre maya" que recorrió Estados Unidos en los años 1920, con llamativos edificios evocadores de la cultura precolombina, como muestra una exposición en París que envía un mensaje contra el "aislacionismo" actual.

En el museo Quai Branly, vestido con una camisa floreada, legado de las culturas exóticas en Estados Unidos, el comisario Sven Kirsten se pasea ante una gran fotografía del "Aztec Hotel", todavía en pie en los suburbios de Los Ángeles y la primera construcción del arquitecto británico Robert Stacy-Judd que desencadenó la ola neo-maya.

Tanto la fachada, con un gran rostro tenebroso esculpido, como los detalles interiores del hotel – chimeneas, lámparas… – están inspirados en la antigua cultura centroamericana. "Es increíble que en Los Ángeles un edificio de 1925 todavía esté ahí", explica a la AFP Kirsten.

Y no es el único: la mansión "The Sowden Residence", donde se dice que fue asesinada La Dalia Negra en 1947, y obra del primogénito del célebre arquitecto Frank Lloyd Wright, también encarna el estilo precolombino, si bien padre e hijo nunca admitieron una fuente de inspiración maya, según el comisario.

El primero "reivindicaba que era fruto de su genio", explica.

– Romanticismo y misterio –

En total, un centenar de edificios se construyeron durante esa década en California por artistas movidos por el "romanticismo" y el "misterio" que suscitaba la cultura maya, y hoy en día se puede bailar en el psicodélico club nocturno "The Mayan theater" o alquilar un fin de semana una casa con ese estilo.

En ese periodo "la prensa publicaba muchos artículos sobre hallazgos arqueológicos, el público lo seguía y eso alimentaba la corriente artística", según el comisario, especialista también en la cultura pop polinesia.

Pero Kirsten lamenta que hoy en día se hable "de apropiación cultural cuando uno se inspira en una corriente extranjera, como si la robara, cuando lo que hace es rendirle homenaje".

"Quiero luchar contra esta nueva arquitectura aburrida concebida solo pensando en el beneficio económico. Pasa en todas partes, incluido en Los Angeles, donde se construyen apartamentos como cajas de zapatos sin ningún tipo de creatividad bajo el pretexto de que no hay dinero", explica este estadounidense que en 2014 organizó en el Quai Branly una muestra de la cultura tiki.

Durante siglos, las civilizaciones se inspiraron mutuamente, como los griegos de los egipcios. Recientemente, en los años 1980, la mezcla de culturas tuvo gran éxito como en la llamada "música del mundo", recuerda. "Mi mensaje es que hay que luchar contra el aislacionismo actual".

La inspiración maya y de otras civilizaciones precolombinas tuvo una segunda vida después de la Segunda Guerra Mundial, con destacadas figuras en otras artes como Yma Sumac, una soprano peruana, que reivindicaba ser una princesa inca.

La exposición "Aztec hotel", que ocupa una pequeña parte en el inmenso Quai Branly, dedicado a las antiguas civilizaciones, estará abierta del 20 de junio al 8 de octubre.

Incluye objetos curiosos como el brazo de madera del asiento de un cine en forma de pequeña figura maya, cuyos ojos y boca se iluminan para guiar al espectador que entra tarde en la sala, o una camisa estampada con motivos maya de los años 1950, "predecesora" de la de Kirsten.