El presidente del Partido Liberal Radical Auténtico, Efraín Alegre, ratificó ayer que la nucleación no va a modificar su conducta y hará respetar la línea política partidaria, por más que la Corte Suprema de Justicia haya ratificado la inconstitucionalidad del mandato imperativo.

"Claro que no, no serán unos cuantos ministros cartistas los que establezcan la línea política del partido", comenzó diciendo el titular de los azules. Advirtió que los únicos que tienen potestad sobre decidir la línea del partido es el Directorio partidario y la Convención.

Remarcó que el PLRA se encargará de sacar a todos aquellos que no respetan las medidas optadas de la nucleación porque son ellos los que deciden por el bien del partido. "Sanear significa separar la fruta podrida, separar aquellos que han vendido los principios y valores del partido, los que han traicionado a la patria, así es que, la Corte podrá firman lo que quiera pero al Partido Liberal no le va a marcar su línea", reiteró.

La CSJ emitió el jueves pasado dos fallos a favor de los ocho senadores llanistas sancionados por el partido que votaron a favor de la enmienda constitucional, haciendo lugar a la medida cautelar solicitada por el grupo de parlamentarios de Equipo Joven.

Con esta resolución, la Corte suspende los efectos del mandato imperativo de la convención del PLRA y da curso a la acción de inconstitucionalidad promovida por los parlamentarios contra las resoluciones de la convención ordinaria del PLRA del 17 de setiembre del 2016 y la extraordinaria del pasado 25 de febrero.