La ministra de Hacienda, Lea Giménez, pidió a los senadores no conceder aumentos salariales para el Presupuesto General de la Nación (PGN) 2018, alegando que de darse un incremento se estaría afectando a sectores más vulnerables como las ayudas sociales.

Le secretaria de Estado, se reunió hoy con los integrantes de la Comisión de Hacienda de la Cámara de Senadores que analiza el proyecto aprobado por la Cámara de Diputados la semana pasada. En este sentido Giménez mencionó que los senadores deben tener mucho cuidado con los incrementos para no afectar a otras instituciones.

Giménez señaló que la postura del ministerio de Hacienda y del Poder Ejecutivo, sobre el incremento salarial a los docentes específicamente, que se considera un incremento muy importante del 12%, que representa 84 millones de dólares, prácticamente un tercio de la recaudación adicional del año próximo.

Con respecto al 8% más que solicitan los docentes, la ministra señaló que representa uno 55 millones de dólares adicionales, que sería imposible de aplicar a través del fisco. Agregó que el único sector que recibió un incremento importante es de los docentes.

“Vamos atener que quitar de algún lado, porque es un gasto rígido y se puede sacar de los gastos no rígidos, ahí tenemos un espacio muy chico donde entran cuestiones muy sensibles como serían los programas sociales que no queremos recortar, no acompañaremos ese tipo de recortes”, sostuvo la ministra.

Con respecto al sector de la salud pública, la ministra señaló que ya está terminado el trabajo de la matriz salarial, y que tiene un impacto mínimo. “Simplemente se habla de desprecarización de algunos funcionarios, todo eso se está planteando y nosotros estamos acompañando”, sostuvo la ministra.

Emisión de Bonos

Sobre la propuesta de rechazar la emisión de bonos para el próximo año, la ministra señaló que se trata de una posición meramente política, teniendo en cuenta que se está realizando un trabajo muy serio de administración de pasivos.

“Cuando hablamos del repago de capital que hoy se está haciendo, la gran parte de esto es deuda contraída en gobiernos anteriores, entonces sería una irresponsabilidad de un Estado decir que ya no contraerá deudas”, sostuvo la ministra.