Esta mañana se realizó el primer injerto óseo pero con tejidos traídos del Banco de Órganos y Tejidos, inaugurado en el país en agosto del 2016.

El primer paciente beneficiado con los huesos totalmente procesados en dicho Banco, tiene 48 años. El mismo sufrió una fractura a nivel de la cadera y contaba anteriormente con una prótesis.

"Lo que hacemos en esta ocasión, es dar estructura con huesos del banco para poder asentar una nueva prótesis y conseguir que el paciente pueda caminar de nuevo, normalmente", explicó el traumatólogo Mario Ojeda.

Este procedimiento ayudará a los pacientes que necesiten recuperar huesos y tejidos perdidos, ya sea por fracturas o por enfermedades.

Anteriormente los tejidos óseos eran traídos de países como Estados Unidos, Argentina y Brasil. "Hoy día los procesamos todo en el país, en nuestro banco de tejidos; en menos de un año, con el trabajo de todo el equipo hoy ya podemos contar con huesos propios", explayó.

"Este tipo de intervención buscar ayudar al paciente que no tiene huesos, porque lo perdió, ya sea por fracturas o por diversas enfermedades, reemplazando con el de un donante vivo. Se tiene hueso de calidad", apuntó.

Banco de Tejidos y Huesos

En el banco existen dos categorías de donantes: el donante vivo, con el que generalmente se obtienen huesos y tejidos desde la cabeza de fémur, y el donante cadavérico.

"El va a conseguir volver a caminar nuevamente con ayuda del hueso y la prótesis que le vamos a colocar el día de hoy. Conciencia en la donación de órganos y tejidos es lo que necesitamos", mencionó el Dr. Ojeda.

El equipo quirúrgico estuvo compuesto por seis médicos, encabezado por el doctor José Mario Capello.

Donante y receptor

El profesional especificó que no es necesario tener parentesco como en otras donaciones de órganos y tejidos. "No hace falta parentesco, realmente un paciente donante vivo es por ejemplo un paciente que va a ser sometido a una cirugía de cadera se le va a retirar el hueso del lugar para ponerle una prótesis y ese hueso que se retira nosotros aprovechamos", refirió el médico.

Sobre costos, el profesional destacó que para el paciente es nulo, porque el hospital se encarga de exonerar prácticamente todos los servicios de atención.

En las instalaciones del ex hospital de Clínicas, ubicado en Sajonia, funciona en un espacio totalmente renovado y adecuado a las exigencias técnicas, el primer banco de huesos y tejidos del país, de Clase A, a nivel de Sudamérica.