Por Mauricio Ramos- CEO de Millicom

Durante eMerge Américas, la principal conferencia de tecnología en Miami, me preguntaron si los emprendedores en los mercados emergentes pueden realmente sacar provecho de la Cuarta Revolución Industrial o 4IR (por sus siglas en inglés). Mi respuesta, por supuesto, fue que sí. Pero me dio gusto que me lo preguntaran porque así pude aclarar muchos conceptos erróneos que rodean a los emprendedores de mercados emergentes y lo que pueden hacer para aprovechar las tecnologías para hacer crecer sus negocios.

Comencemos por aclarar qué es realmente la 4IR.

La Cuarta Revolución Industrial trae consigo avances que hace que desaparezcan las diferencias entre el hombre y la máquina, la tecnología y el mundo físico. Es la nueva tendencia sobre lo que podemos hacer con las últimas tecnologías y la infinidad de posibilidades en el futuro.

El hecho de que ahora hablamos de robots haciendo tareas rutinarias, automóviles conduciéndose solos, máquinas comunicándose las unas con las otras, la capacidad de imprimir objetos funcionales en 3-D, software de predicción de delincuencia y sensores que avisan sobre las reparaciones necesarias en una fábrica, significa que no debe sorprendernos que estamos en una nueva era.

Esta revolución está creando oportunidades nunca antes vistas. Como emprendedores, el desafío radica en encontrar una manera de prosperar en este nuevo ámbito.

Están surgiendo nuevas fuentes de ingresos a medida que las empresas encuentran formas innovadoras de ayudar a sus clientes. Tomemos por ejemplo el intercambio entre usuarios (peer-to-peer), el modelo de negocio utilizado por empresas como Uber y Airbnb. Estas dos empresas han encontrado maneras de utilizar las tecnologías digitales para entrar en las industrias tradicionales y no sólo obtener beneficios para ellos mismos, sino también crear oportunidades de negocios e ingresos para la gente común. Ahora es posible para todos nosotros alquilar nuestra casa para tener un ingreso extra, o trabajar como conductores en nuestro tiempo libre.

En los mercados emergentes donde opera Tigo, ahora estamos viendo y habilitando características similares a las de los mercados desarrollados: redes de banda ancha de alta velocidad, redes móviles de nueva generación 4G, infraestructura informática moderna y centros de datos que permiten a las empresas operar con menos recursos. Esto mejora las posibilidades para las empresas y emprendedores de tener un gran éxito, o que al menos sea rentable.

Como emprendedor en esta nueva era, uno primero debe hacer lo que los emprendedores han hecho siempre: trabajar duro, seguir aprendiendo y estar dispuesto a levantarse nuevamente después de fracasos y dificultades.

Más allá de esto, la 4IR requiere nuevas habilidades y mucha colaboración.

En Millicom, una de nuestras principales prioridades es ayudar y colaborar con los emprendedores. Para lograrlo, hemos establecido alianzas estratégicas con marcas reconocidas como Facebook, Google y Microsoft, entre otras, así como otras menos conocidas que son líderes en tecnología de vanguardia. A través de alianzas con nuestra marca Tigo, hemos desarrollado un ecosistema de proveedores de soluciones comerciales que añaden valor y que van desde contenido hasta conectividad, dispositivos, experiencia financiera y software para ayudar a nuestros clientes comerciales a construir procesos con estándares de clase mundial a través de un servicio integral/todo en uno que también le ofrece soluciones a la medida.

En pocas palabras, logramos que las personas y las empresas formen parte de la 4IR en mercados más pequeños, a menudo subestimados por grandes empresas de telecomunicaciones.

En países como Bolivia, Ghana y Honduras, por ejemplo, hemos construido redes fijas y móviles de alta velocidad que son la base de esta nueva revolución. Ahora todo está al alcance de la mano.

A través de nuestra red y servicios, ofrecemos a los emprendedores un conjunto de tecnologías a la medida de sus necesidades. Esto incluye nuevos productos de diseño web, registro de dominios y servicios de web hosting que pueden ayudar a poner sus negocios en el mapa, además de una plataforma móvil para pagos y servicios en la nube para que puedan acceder a su correo electrónico y otros servicios como Google Apps y Office 365. Pueden también obtener servicios avanzados para el envío de mensajes de texto masivos y mantener su lugar de trabajo seguro con vigilancia por video, así como ayudar a encontrar nuevos clientes y servicios para mantener control de su flota en tiempo real con sensores inalámbricos y software de seguimiento.

Todos estos servicios permiten tanto la puesta en marcha de los nuevos negocios, que prosperen en zonas remotas, como el hecho de que las compañías internacionales consolidadas ofrezcan productos, servicios y soluciones que previamente no estaban disponibles en esas áreas.

Actualmente, los emprendedores de los mercados emergentes pueden dar el salto al mismo nivel que sus contrapartes en el mundo desarrollado, porque ya no son una versión antigua o están más atrasados en la tecnología.

Con estas autopistas digitales, quienes anteriormente se encontraban excluidos de estas innovaciones pueden intentar construir sus propios negocios y contribuir, junto con Millicom, a transformar el mundo. Depende de todos nosotros que esto suceda para que los emprendedores de los mercados emergentes puedan prosperar en su comunidad y más allá de sus fronteras.

Mauricio Ramos es el CEO de Millicom, un proveedor de cable y banda ancha móvil, y facilitador del estilo de vida digital, tecnología financiera móvil y servicios de negocio a negocio en los mercados emergentes en África y América Latina a través de su marca Tigo.