La universidad que no investiga no puede enseñar, al menos, con calidad. Por ello, la creación de un Centro de Investigación Aplicada (CIA) de la Universidad Católica de Asunción (UCA) vino a llenar ese vacío. Ahora, el compromiso con el saber y la rigurosidad científica permitirán retroalimentar la enseñanza con temas de actualidad, en esta alta casa de estudios.

En materia de enseñanza, la UCA tiene un prestigio ganado, pero le faltaba un centro de investigación, y una tercera función, que era la extensión universitaria. "Fue entonces que pensamos en crear el CIA que fue lanzado en junio del 2015, y aprobado por las autoridades de la universidad en agosto del mismo año. A partir de ahí, iniciamos las actividades", explicó Domingo López, decano de la Facultad de Ciencias Contables, Administrativas y Económicas del Campus de Asunción.

El profesor investigador Pedro Mancuello fue designado para dirigir el Centro e impulsar las investigaciones sobre temas de interés nacional. "La idea es formar una masa crítica de investigadores con profesores y alumnos, presentar los trabajos y ponerlos a consideración de la comunidad universitaria y del país. Los temas tienen que ver con las cinco carreras que posee la facultad: Contador Público, Administración de Empresas, Economía, Comercio Internacional y Marketing", señaló.

En cuanto a la metodología, mencionó que cada trabajo es dirigido por un profesor de renombre, que cuenta con ayuda de los alumnos para que vayan formándose e iniciándose en la investigación. Pero estas conclusiones son utilizadas como temas de enseñanza en las aulas de la universidad.

Las actividades se iniciaron con un trabajo del área de la carrera de Marketing, sobre el consumo de un tipo de producto en el país. "Pensamos hacer trabajos en economía, indicadores sociales, que sean interesantes para el país. Hoy los únicos que emiten indicadores son los entes oficiales y casi nadie los avala o los desmiente", indicó.

Una de las aspiraciones de los responsables del CIA, es convertirse en una institución respetada y de consulta. "Queremos ser una voz responsable que pueda decir: esto está bien o no coincide con nuestros cálculos. ¿Qué mejor que la Facultad de Ciencias Contables y Económicas para que diga: esos cálculos no coinciden con los nuestros?", comentó Domingo

Domingo López, decano de la Facultad de Ciencias Contables, Administrativas y Económicas del Campus de Asunción.
Domingo López, decano de la Facultad de Ciencias Contables, Administrativas y Económicas del Campus de Asunción.

El informe final de cada trabajo se presenta a un Comité de Calidad, que analiza las conclusiones y luego las publica. "Queremos que nuestras conclusiones estén bien calificadas. Todo será certificado por profesionales de primer nivel", expresó.

Estudiantes investigadores. El magíster Pedro Mancuello Pérez, director del Centro de Investigación Aplicada (CIA) destacó que uno de los objetivos, es que los estudiantes participen de las investigaciones, realicen actividades de campo de extensión universitaria, en temas específicos de su materia, pero con énfasis en sectores más vulnerables, como género, pobreza, educación, ambiente, protección y promoción social.

Este año se trabajó en los siguientes temas: "Impacto de las normas internacionales de contabilidad en las microempresas", dentro de la carrera de Contabilidad, "Impacto de la Educación Financiera en las mujeres jefas de hogar que reciben transferencias condicionadas", en la carrera de Administración; y "Análisis del Gasto Social", en Economía. En Comercio Internacional el tema de investigación es "Impactos de los costos y sobrecostos de importación y exportación", mientras que en Marketing, el trabajo abordó el tema: "Alimentos funcionales… una nueva tendencia?"

Sobre la investigación de la carrera de Marketing, la primera en desarrollarse, Pedro brindó algunos detalles explicando que el concepto de alimentos funcionales se introdujo en los años 80, en Japón, con el fin de mejorar la salud, reducir el riesgo de contraer enfermedades y garantizar una mejor calidad de vida a la población anciana. "Estos alimentos están elaborados para cumplir una función específica. Por eso se les agrega componentes biológicamente activos, como minerales, vitaminas, ácidos grasos, fibra alimenticia o antioxidantes, etc. que aportan bienestar y salud", detalló.

Según el trabajo de investigación, actualmente, existe una tendencia de los consumidores en general, con énfasis de las nuevas generaciones, de cuidar la salud y elegir alimentos más saludables.

"A pesar de no conocer el concepto, los consumidores buscan cada vez más alternativas de alimentación más naturales y saludables ya sea en forma preventiva o en forma curativa", explicó.

Frente a esta situación los investigadores, indagaron si esta realidad, observada en el sector lácteo, se replica en otros sectores, y qué otros factores influyen en la conducta del consumidor.

"Ahora estamos haciendo una revisión de las conclusiones y tomando en cuenta otras variables como el precio y el nivel de ingresos de la población. Si bien hubo una reducción en el consumo de la leche entera y un incremento en las descremadas o fortificadas, podría deberse a que hoy casi no existe diferencia de precio entre estos lácteos. Sin embargo, cuando recién salieron al mercado los productos light sus precios casi duplicaban a las leches convencionales", señaló.

El objetivo general del trabajo fue estudiar los alimentos funcionales, analizar las proyecciones y tendencias del sector lácteo en Paraguay. También se buscó conocer si los consumidores comprenden el concepto de alimentos funcionales, observar el comportamiento de las ventas de las leches funcionales en relación de las leches enteras durante los años 2012 y 2014, y demostrar que, independientemente de que las personas no sepan que son los alimentos funcionales, pueden estar consumiéndolas de igual manera. Finalmente, otro de los objetivos fue identificar qué tipo de leche es la más consumida por las personas y las tendencias de consumo.

Productos del CIA. En cuanto a la producción de trabajos, el Centro de Investigación se propone realizar análisis de políticas públicas y/o de los proyectos de ley de incidencia económica y social (Por ejemplo: Presupuesto General de la Nación, regulaciones, reformas institucionales, etc.), estudios de problemas relevantes para el país en el ámbito del crecimiento económico y la productividad, la pobreza y las desigualdades, la competitividad y productividad en el país, las características e influencias del sistema educacional, etc.

Igualmente tienen como meta, efectuar análisis, estudios sectoriales y trabajos específicos en base a la demanda del sector público, privado, organismos, ONGs y otros, sobre cadenas de valor, industria, comercio y servicios.

DESTACADA

"Pensamos hacer trabajos en economía, indicadores sociales, que sean interesantes para el país. Hoy los únicos que emiten indicadores son los entes oficiales y casi nadie los avala o los desmiente", Pedro Mancuello, director del CIA.