• POR STAN CANOVA
  • Analista y asesor de inversiones.

Todo Estado debe seguir la senda del incentivo a arribo de la IED dando seguridad jurídica, celeridad en tra­mitaciones/permisos y previsibilidad económica/ política y por supuesto ven­tajas arancelarias-tribu­tarias. En lo que respecta a la inversión pública, el Estado debe no solamente depender de su PGN por­que aún es muy limitado vs la demanda de obras que tiene el país. Analicemos brevemente el PGN –datos 2017 aún no publicados–, según el sistema Boost del Ministerio de Hacienda en el 2015 se ejecutaron G. 54.808.670.568.626 (US$ 9.965.212.831) y en el 2016 aumentando un 4,75% se eje­cutó G. 57.413.529.728.747 (US$ 10.438.823.587) ron­dando a un 10% aproxi­madamente del PIB para­guayo. De esos valores, el MOPC ha ejecutado en el 2015 G. 2.827.255.013.064 (US$ 514.046.366) siendo un 5,16% del PGN total y en el 2016 unos G. 3.240.441.544.514 (US$ 589.171.190), un 5,64% del PGN total, observándose un crecimiento del 14,61%.

Siguiendo los datos del PGN exclusivamente –Boost Ministerio de Hacienda– es claro que US$ 500 millo­nes (que una gran parte va a salarios en el MOPC) es relativamente escaso vs la demanda que se necesita en obras públicas en base a una población que va en cons­tante crecimiento. Fondeo externo es necesario.

Los bonos soberanos son un vehículo de financiamiento a largo plazo que el Para­guay ya obtuvo alta acep­tación. Según Visual Capi­talist, EEUU, Japón y China solamente poseen más del 50% de deuda global sobe­rana emitida, luego se desa­rrollaron vía deuda en gran proporción. Emitir deuda no está mal si se aplica a inversión de desarrollo y competitividad teniendo alto grado de control de eje­cución. Solo si se transpa­renta aún más el uso de fon­dos de bonos y se controla su uso sería una buena forma de obtener desarrollo. Hay otras figuras sin endeu­darse, la APP puede paliar esta falta de capital para inversión donde el "socio" privado es el responsable de capitalizar emprendimien­tos públicos llevándose un porcentaje de dividendos del retorno del mismo.

Algo muy parecido a una conce­sión, pero donde el Estado es dueño sin ceder el uso total de un servicio. Lasti­mosamente en estos años no se ha podido usufructuar este vehículo financiero por parte del MOPC/STP/SNIP por una "tal vez oposición" de ciertos grupos de interés por ignorancia/desinfor­mación a la figura o por tam­bién errores en los procesos licitatorios de APP donde vemos a una Controlaría pedir la anulación de una iniciativa por "errores pro­cesales" no de fondo; erro­res claros que causa retraso en nuestro desarrollo.

Los organismos multilate­rales también ocupan una función muy importante en el desarrollo de un país, el BID, BM, CAF por ejemplo y entes como el Fonplata y varios más que no son muy conocidos, pero existen. Limitar la burocratización debe estar en la agenda de los administradores públi­cos dando celeridad a los contratantes en las ejecu­ciones y pagos.